Realizó la UICEH campaña de reforestación

  • Contribuyen al cuidado del medio ambiente

Bajo el lema planta un árbol, siembra el cambio, la comunidad de la Universidad Intercultural del Estado de Hidalgo (UICEH) se unió esta mañana en una campaña de reforestación en las instalaciones de esta casa de estudios al donar y plantar un árbol, como parte de una estrategia estatal establecida por la Secretaría de Educación Pública de Hidalgo a través de su titular Atilano Rodríguez Pérez.

Es importante destacar que la UICEH es promotora de la diversidad biológica, motivo por el que la comunidad universitaria encabezada por el rector de esta institución educativa, Sergio Cortez Gamboa llevaron a cabo la plantación de árboles de distintas especies en las jardineras universitarias con el objetivo de restablecer y contribuir a la preservación del medio ambiente.

Con el apoyo de docentes expertos de las licenciaturas en Desarrollo Sustentable y Producción Agropecuaria Sustentable se plantaron un total de 115 árboles originarios de la región otomí tepehua, de los cuales alrededor del 60 por ciento fueron árboles frutales de limón, durazno, guayaba, naranja, pera y manzanas, mientras el resto son árboles de ornato y sombra de diferentes especies como acacias, jacaranda, pino, nogal, encino, flamboyán y copal, entre otros.

Para la UICEH este tema no es una tendencia de moda sino una responsabilidad institucional, ya que al reforestar los bosques contrarrestamos los daños ambientales causados por la deforestación que se realizó en el pasado, señaló Cortez Gamboa al inicio de la actividad.

Cabe destacar que en el mundo muchos bosques han sido talados por distintos motivos, ya sea por el aprovechamiento maderable, la extensión territorial de la agricultura, así como el crecimiento de la mancha urbana.

Por ello, la importancia de realizar este tipo de actividades que contribuyen a restablecer nuestro pulmón natural, ya que los árboles producen oxígeno y absorben durante la fotosíntesis el dióxido de carbono. De igual forma reducen la erosión de los suelos, controlan la contaminación y regulan la temperatura ambiental.

Cada uno de los árboles plantados recibió un nombre y el compromiso de ser cuidado por su donador. Asimismo, los miembros de la comunidad Universitaria asumieron la responsabilidad de continuar con esta tarea de reforestación de forma periódica para garantizar un mejor mundo a las futuras generaciones.

Share Button