Ofrece Benita Manilla asesoramiento jurídico a bordadores de Tenango para evitar plagio

Ante el plagio sistemático y recurrente a los bordados hidalguenses de fama internacional conocidos como Tenangos, la candidata de Va Por México Benita Manilla Martínez, ofreció a bordadores y artesanos de la Otomí Tepehua, dirigir apoyo jurídico para  analizar el mecanismo más idóneo (desde el ámbito legal) para la protección del patrimonio textil.

En recorrido por comunidades de Tenango de Doria, la candidata recibió la solicitud grupal y de diversas mujeres para que se actúe  contra el uso y abuso hacia esta iconografía Otomí.

“De nada sirve la inversión de muchas horas de trabajo, si llega tal o cual marca o un particular e incurre en piratería con total impunidad pues hay huecos legales que impiden que se frene el plagio”, manifestó. 

Los tenangos,  dijeron los  pobladores de la región a la candidata,  son una esperanza de ingreso y fungen como una especie de empresas familiares y comunitarias pero por el desconocimiento de leyes y ahora la tecnología, nos copian los diseños y obviamente no tienen la misma calidad pues son industrializados y con reproducciones no autorizadas.

La elaboración de los lienzos bordados en Tenango,  es una alternativa de empleo, pues conlleva la participación del diseñador o dibujante así como el de la bordadora quienes han pugnado por muchos años por la certificación en la propiedad de los diseños, sin que esto haya fructificado en una protección real.

Manilla Martínez dijo que empujará fuertemente iniciativas y puntos de acuerdo para leyes que protejan la propiedad colectiva de los diseños, pues hace falta una legislación oficial, más allá de lo local o estatal, lo cual, les pone en un estado de indefensión.

Es necesario que el plagio pare, dijeron los vecinos a la candidata, nos despojan de nuestro arte y para colmo sin recibir alguna regalía o pedirnos autorización para reproducir los diseños que son producto de la imaginación, fauna y flora endémica.

En suma, dijo la candidata Benita Manilla que atenderá con insistencia el tema y con un análisis profundo algo tangible habrá que hacerse  para proteger a la comunidad del plagio, al tiempo que se valorice y se reconozca su esfuerzo.

El plagio de los diseños también  se suma  al coyotaje, pues hay acaparadores que  se acercan a las artesanas para  comprar sus textiles  pero a un precio irrisorio y con ello, muchas se ven afectadas y desanimadas a preservar la esencia de lo hecho a mano.

Finalmente se dijo que este 6 de junio, con una nueva mayoría en el Congreso, Va por México  será ese aliado del cuarto distrito para acciones legales de protección, pues la falta de reconocimiento y crédito al trabajo artesanal.